Categorías
Noticias

Usar nuestra energía para crear riquezas y empleo

La propuesta del Nuevo Parque Tecnológico Itaipu Paraguay es cuidar el medioambiente, usar la energía hidroeléctrica para generar riquezas y empleo, a través de la inversión extranjera, manifestó el martes 28 último el Director Ejecutivo del PTI-PY, Ing. José Bogarín, en la radio “Bruno Masi Online”.

En ese sentido, el ingeniero José Bogarín recordó que en la “Cumbre del Clima 2021”, llevada a cabo recientemente en Glasgow (Escocia), se habló mucho de la trilogía que guarda mucha relación entre sí: Agua, que se usa para la agricultura, para producir alimentos, para generar energía y para consumo.

Aseguró que con el cambio climático “el agua está en crisis”, y que, además, de todo el líquido vital existente en el planeta, que se está degradando, solo entre 2% y 3% es potable para consumir, el resto es agua sucia.

Sobre el punto manifestó que Paraguay es un país verde al que no le estamos sacando provecho, siendo agua por donde se lo mire; con el Acuífero Guaraní. “El país es una isla en medio del continente con ríos hermosos y caudalosos, con gente joven espectacular que no debería estar pasando necesidades”, expresó.

¿QUÉ ES LA ZEIBC?

Ante la pregunta de Bruno Masi, conductor del programa, qué significa la sigla ZEIBC, el Director Ejecutivo explicó que es la Zona Económica Industrial de Bajo Carbono, con la cual el PTI-PY está buscando atraer al Paraguay grandes empresas internacionales que apuesten a generar nuevos tipos de energía, a través de la energía verde existente.

Añadió que a cualquier energía derivada de la solar, eólica e hidroeléctrica se la reconoce con el color verde, porque son renovables, limpias y no contaminan el planeta.

DURA DECISIÓN EUROPEA

En ese contexto, comentó que Europa ha decidido que solo compraría productos verdes, originados con energías verdes, a partir del 2030 hasta el año 2050. Es decir, ha decidido dejar de adquirir productos derivados del petróleo, que son reconocidos con el color gris.

Requerido sobre qué habría que hacer para “empaquetar” toda esa producción verde, Bogarín respondió: “El agua es conocida por la fórmula química de H2O. La letra H es hidrógeno y la O es oxígeno. Si al agua se le aplica un corto circuito eléctrico se consigue separar la molécula del hidrógeno, que es verde, ya que es una combinación de agua y energía hidroeléctrica.

HIDRÓGENO VERDE “VALE ORO”

Bogarín enfatizó que ese hidrógeno hoy “vale oro” en todo el planeta, y que en la química nunca está suelto. “Está en el acero, en el amoniaco, todas las letras químicas que vos viste sin querer tienen la letra H, y a partir de ahora la producción mundial se va a lo verde”, aseguró.

Dijo que, por esa razón, la Unión Europea ha determinado que comprará solamente amoniaco verde, y Paraguay es el único país en el mundo que tiene en abundancia energía hidroeléctrica y agua, “no hay otro”.

Masi preguntó por qué no se hizo todo esto antes, considerando que hace 35 años Itaipu está funcionado, Bogarín respondió prefiere no quedarse en el “plagueo permanente” al ver lo malo que se hizo en el país, dado que eso deprime.

“Cuando uno mira en el retrovisor todo lo malo que hicimos en el Paraguay, desde las guerras, pero seguimos sonriendo y siendo positivos, lo mejor que podemos dejarles a nuestros hijos son las (buenas) acciones para un Paraguay mejor. Pero, si nos quedamos en el ‘hay que hacer’ y no lo hacemos nunca nada, no vamos a llegar”, insistió.

JOVENES BRILLANTES

Bogarín agregó que “prefiere perder su tiempo” (trabajando) con los jóvenes brillantes que tiene el parque, que son “terriblemente inteligentes”. Comentó que el PTI-PY cuenta hoy día con 135 funcionarios, entre ellos másteres, doctores y excelentes técnicos en diferentes áreas, no solamente en energía. “Ahora cuatro centrales hidroeléctricas brasileñas quieren (adquirir) softwares que hicieron paraguayos en PTI Paraguay”, resaltó.

Al señalarle que sobre esto último nadie sabe, el Director reconoció que nadie lo sabe, “porque nos hemos vendido muy mal” en todo este tiempo, y nuestro parque también entró en esa onda de mediocridad por alrededor de ocho años.

Sobre el punto, recordó que el parque se instituyó en el año 2008 cuando se creó la Fundación quien lo administra. Mientras Brasil comenzó en el año 2003, Paraguay lo hizo en el 2008 “y perdimos cinco años de desarrollo por no tener fundación”.

CREATIVIDAD E INNOVACION

En otro momento, Bogarín señaló que el PTI-PY ha aprendido a posicionarse desde la creatividad y la innovación para ayudar, por ejemplo, a la ANDE, de forma tal a ofrecer el mejor servicio para nuestro país.

En ese sentido recordó que hace poco el parque propuso al ente eléctrico estatal (sin costo alguno) hacer un software para la lectura remota precisa de sus 10.000 medidores residenciales, teniendo en cuenta las muchas quejas que había por las lecturas. Dijo que la respuesta de la ANDE fue positiva y apoyó la propuesta.

“La ANDE tiene 1.900.000 medidores y el software más barato de mercado, según los propios ingenieros de la ANDE, cuesta alrededor de 4.000.000 de dólares. Sin embargo, esto lo hicimos, en cooperación, porque teníamos que comprobar el valor de profesionales paraguayos, porque la gente no cree hasta que no ve”, subrayó.

CARTERA DE INVERSIONES

Por otra parte, señaló que a partir de la energía renovable que posee el Paraguay, el PTI-PY tiene una cartera de potenciales inversiones de 10.000 millones de dólares, aproximadamente, de compañías que quieren venir al Paraguay a producir.

Dijo que para eso se está creando el condominio de empresas verdes, (en Tacurú Pucú), donde no entrará ninguna industria que emita “humo negro”. Recordó que ya se ha firmado un precontrato con la empresa inglesa ATOME, que quiere producir hidrógeno, amoniaco y fertilizantes como derivados.

Respecto del punto anterior, dijo que el Mercosur importa cerca del 85% de fertilizantes para la agricultura, y Paraguay compra del exterior “fertilizantes grises” por valor de 900 millones de dólares al año.

“Imaginémonos que del hidrógeno podamos hacer fertilizantes verdes para sustituir las importaciones de nuestro país, y que, además, lo exportemos al Mercosur”, destacó.

RENTABILIDAD

En cuanto a la rentabilidad del negocio, comentó que el hidrógeno verde hoy se vende en Europa a 6 euros el kilo, mientras que en Paraguay costaría producirlo, al precio actual de la energía, apenas 1,33 dólares el kilo. “Eso el mundo ya vio, y Japón nos quiere comprar la producción de amoniaco de los próximos 30 años, que es la versión líquida del hidrógeno, para entender”. Remarcó que, ante esta situación, los inversionistas están eligiendo al Paraguay como destino.

REFLEXION FINAL

Al pedírsele una reflexión final sobre la importancia del hidrógeno verde, dijo: “En primer lugar, cuesta mucho generar energía y no podemos dejar que un kilovatio siga saliendo de nuestro país, porque la energía es igual a desarrollo. Entonces, cualquier iniciativa que proponga su consumo tiene que ser apoyada por el gobierno, por la ciudadanía y también por los creativos que estamos pidiendo pista para despegar”.

Expresó que la energía transformada que va a generar empleo y riquezas no está lejos del éxito. “Falta que como paraguayos empujemos estos temas que se vienen y después con esta identidad (industrial) demostrar que somos los mejores en hidrógeno verde”, subrayó.

Ver la entrevista por extenso en el siguiente enlace: https://www.youtube.com/watch?v=fU1KR77dkh8